Cardenal Brenes llama al pueblo a la unidad y promover la paz

Cardenal Leopoldo Brenes

El Cardenal Leopoldo Brenes llamó al pueblo nicaragüense a ser constructores y promotores de paz durante la Misa realizada este domingo en la Catedral Metropolitana de Managua.

Durante la homilía de este domingo, la eminencia de la Iglesia Católica pidió a las familias nicaragüenses continuar orando para que reine el amor, la paz y la tranquilidad en nuestro país.

Cabe destacar que durante la Misa se realizó una oración y la Consagración de Nicaragua a la Virgen de Fátima, para que nos proteja en estos momentos que el país pasa por mucha tensión.

"Hace 101 años su aparición (refiriéndose la Virgen de Fátima) a aquellos humildes niños y les invita a que sean promotores de paz, ese es el llamado de manera permanente de ella porque su hijo nos invita también a eso, a vivir en la unidad y vivir en la unidad significa vivir en paz", destacó Brenes.

Asimismo su eminencia reverendísima dijo que la Iglesia Católica no está ajena a la situación difícil que se vive Nicaragua en estos momentos.

Te recomendamos:  Daniel Ortega: "Que no se siga derramando sangre de hermanos"

"Momentos de confrontación muy delicados, sin embargo el llamado de la Conferencia Episcopal es un llamado a la paz, un llamado al respeto los unos a los otros y es lo que hoy sin duda alguna el Evangelio nos propone, actuar según la verdad, y actuando desde la verdad vivir esa unidad", destacó el Cardenal.

"Los obispos de la Conferencia Episcopal nos dirigimos nuevamente a ustedes como hombres de esperanza que nunca defrauda y conmovidos por los últimos acontecimientos haciendo un llamado a todos, sin excepción, a respetar la vida, la dignidad de las personas, la libertad, la manifestación cívica sin recurrir a ningún tipo de violencia. Esto nos preparará el camino para entablar el Diálogo Nacional", dijo Leopoldo Brenes.

Finalmente dijo que debemos de ver con ojos de fe y plena confianza para tener la capacidad de ser constructores de paz, que nos permita contribuir a la cultura del encuentro de la que tanto nos ha hablando el Papa Francisco.